21.5 C
Ceuta
martes, mayo 21, 2024

La Ciudad busca una empresa para eliminar los riesgos de resbalones para los viandantes en la zona centro

LO MÁS LEIDO

spot_img

La Ciudad Autónoma de Ceuta acaba de abrir el proceso para buscar una empresa que se encargue de cambiar las baldosas del Paseo del Revellín. El proyecto redactado por el arquitecto Valeriano Cárdenas (Tragsatec) califica de «muy peligroso» para el viandante el estado actual de la céntrica zona peatonal, cuyo firme presenta un «acabado inapropiado», por lo que ahora se sustituirán 16.600 metros cuadrados, para lo que se estima un coste de más de ochocientos mil euros.

Valora quien firma el proyecto que la superficie las losetas ha provocado «accidentes de consideración» y propone que los trabajos se basen en identificar y sustituir aquellos materiales que «presenten tal grado de desgaste, por otros adecuados para el uso en vía pública, eligiendo siempre piedras con tonalidades similares a las existentes para no romper la homogeneidad de diseño de las vías, y con un acabado superficial que garantice la estabilidad y adherencia de los viandantes». También recoge el proyecto la intención de modificar las pendientes que se consideran demasiado elevadas.

La sustitución del pavimento incluirá la calle Padilla en el paseo del Revellín, la calle Camoens, las plazas de España y los Reyes y las calles Real y Beatriz de Silva.

Según detalla el proyecto que regirá los trabajos, «las baldosas de serpentina verde serán sustituidas por baldosas de granito verde savana con acabado abujardado, con las mismas dimensiones y formato», mientras «las baldosas de mármol Macael Filabres, caliza crema España y crema tabaco, serán sustituidas por baldosas de granito abujardado en los mismos tonos o similares».

Este planteamiento obligará a «demoler» las jardineras de obra existentes, para después volver a construirlas en su ubicación final, «de manera que se cree un itinerario natural e inequívoco al viandante, para conducirlo al nuevo paso de peatones». En principio los nuevos recipientes para vegetales seguirán el estilo de las actuales. Eso sí, el número de jardineras se incrementará, pues se colocarán nuevas en sustitución de los paños de pavimentos entre naranjos.

La estimación de costes que realiza el arquitecto, basándose en el catálogo de precios de la empresa pública Tragsa alcanza los 809.501 euros y la previsión es que los trabajos se demoren un máximo de seis meses, por lo que deberían haber concluido antes de finales de verano.

- Advertisement -spot_img
- Advertisement -spot_img

ÚLTIMOS ARTÍCULOS